Tupungato, San Carlos y Tunuyán, los más afectados

“Tenemos las cañerías y el suelo totalmente congelado. No disponemos de agua ni las mínimas condiciones para funcionar, menos para la atención del comedor de la doble escolaridad. Nos preocupa que los niños corran riesgos”, manifestó María Rosa Cueito, de la escuela de Las Pintadas, “una de las tantas que adelantó el receso escolar”.

Leer Artículo →