Incomparable belleza y poca protección

Por Gisela Manoni – Periodista de Sociedad/Departamentales

Al sitio se puede llegar, después de andar más de tres horas desde el Manzano Histórico por caminos tan escarpados y difíciles, como majestuosos. Aunque muchos vehículos lleguen hasta el centro de escalada Arenales e incluso hasta el refugio Scaravelli (a 8 kilómetros del Portinari), hasta el Portillo sólo se ve arribar a visitantes en cuatro por cuatro, motos preparadas o grupos en cabalgatas.

Atravesar la geografía del área protegida Manzano-Portillo de Piuquenes, en Tunuyán, constituye una aventura sin comparación. Permite contemplar el juego de luces y sombras que dibuja el sol en los picos nevados, disfrutar del saludo intempestivo de un zorro cruzando la ruta, escuchar los ‘gritos cuyanos’ que el aire arrastra desde los campamentos, ver las parejas de patos del torrente buceando los arroyos o toparse con el esqueleto tanto de animales como de aviones estrellados.

Todos estos placeres que ofrece la naturaleza -junto con el valor de sus glaciares, picos, arroyos y valles- fue lo que el pueblo de Tunuyán buscó proteger al pelear en las calles para que los legisladores decretaran área natural y cultural protegida a este territorio comprendido entre el Manzano Histórico y los pasos Portillo y Piuquenes.

Sin embargo, esta reserva de Mendoza no cuenta con un cuerpo de guardaparques que controle in situ que no se produzcan avasallamientos contra el hábitat natural y contra el patrimonio. La única presencia de la Dirección de Recursos Naturales está con los agentes que trabajan en la estación de Piscicultura del Manzano Histórico.

En temporada de verano, pasan por el refugio Portinari de Gendarmería hacia el interior de la Reserva unas 150 personas diarias (los fines de semana y feriados) y unas 20 personas, en días comunes. Este número se ha incrementado en los últimos días.

Todos los ingresantes debieran presentar un certificado expedido por Recursos Naturales en la aduana para pasar; sin embargo, son pocos los que cumplen con este requisito. Extraoficialmente, algunos gendarmes explicaron que no lo pueden exigir, cuando no hay funcionarios estables y que atiendan las 24 horas en las oficinas de Recursos en el Manzano.

http://www.losandes.com.ar/article/incomparable-belleza-y-poca-proteccion

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s