García se va del INV con fuertes críticas

 

Los dirigentes de las entidades vitivinícolas lo responsabilizan de erróneos pronósticos de cosecha y el sobrestock vínico.

“Están buscando un chivo expiatorio” dijo Guillermo García, presidente del Instituto Nacional de Vitivinicultura, al responder  las graves denuncias que hicieron contra él dirigentes de las entidades que lo responsabilizan de los excedentes vínicos que hundieron a la vitivinicultura en la crisis más grave de su historia. Sólo la gente de la Federación de Cooperativas Vitivinícolas de Argentina  dijo que su  gestión “fue buena” al frente del INV.

García, quien ya presentó la renuncia al cargo y espera conocer a su  remplazo, explicó que “los excedentes son estructurales: se producen 1.500 millones de litros de vino y se venden 1.300 millones de litros, lo que sobra son los excedentes”.

Argumentó que “en 2014 el INV aconsejó destinar como mínimo el 25 por ciento de la uva a mosto en el marco del acuerdo con San Juan. Sin embargo, fue el gobierno con sus ministros y autoridades los que decidieron que fuera el 18 por ciento”.


Guillermo García.

Reiteró que “ese 18 por ciento lo fijó el Gobierno, fue una decisión política, fue una decisión errónea”. Aclaró que “lo que sobran son  vinos blancos de mala calidad que luego cortan con vinos tintos”.

Insistió en que “fue una decisión política, si no nos escucharon allá ellos. Nosotros somos un organismo nacional”.

Recordó García que “no podemos ser responsables por las decisiones del Gobierno. No pueden hacer que el INV se haga cargo de cuánto mosto hay que hacer”.

Por otro lado, las acusaciones de las entidades contra Guillermo García van directamente a las estimaciones de cosecha erróneas que provocaron problemas en los mercados y generaron excedentes. El funcionario respondió que “las estimaciones de cosecha que se hacen en febrero son eso, estimaciones, solamente estimaciones”.

Los de Fecovita

“La culpa de los excedentes la tienen Paco Pérez y los del Centro de Bodegueros y Viñateros del Este”  dijo Eduardo Sancho, presidente de Fecovita.

“Este problema tan grave no fue generado por Guillermo García, desde el INV. Ellos hicieron el pronóstico de cosecha del 2014 y tuvimos grandes lluvias. Hubo cambios por cuestiones climáticas. Cuando vimos que había mucha uva aconsejamos al  gobernador que el porcentaje de uva para enviar a mosto no debía ser menor a 27 por ciento.  Al mismo tiempo, los del Centro de Bodegueros y Viñateros del Este pedían que no se enviara nada a mosto, pedían “Cero mosto”.

Como anécdota, Sancho guarda algunos mensajes de texto que intercambió con el ex gobernador Pérez cuando dispuso que fuera el 17 por ciento lo que se mandaba a mosto, a lo que el presidente de Fecovita le escribió “te  equivocaste Paco, era el 27%”, a lo que respondió Pérez “el tiempo dirá la verdad.


Eduardo Sancho

Desde esa cosecha es cuando sobran los 200 millones de litros de vino que son los excedentes”.

Además, Sancho manifestó que para él  la gestión de García al frente del INV “ha sido buena”.

Las críticas

“Tuvimos varios encontronazos por el tema del mosto. Politizó el acuerdo por el mosto firmado con San Juan” dijo Sebastián Lafalla, de la Asociación de Viñateros de Mendoza.

“El INV debe volver a ser un organismo de control. Si el vino está bien, buenísimo; pero si no está bien, hay que tirarlo” señaló.

“Manipuló la información, equivocó en el pronóstico de cosecha y guiñó el ojo a algunos para que no enviaran el 35 % de la uva a mosto porque no era necesario hacerlo” pegó el dirigente viñatero.

En tanto, Mario Leiva, presidente de la Sociedad Rural del Valle de Uco indicó que “para nosotros ha sido una gestión mala. Politizó todo”.

“Si bien dio a los productores algunas herramientas válidas cometió  errores en los pronósticos de cosecha y perjudicó a los productores”.

“Necesitamos que al frente del INV haya una persona de perfil técnico” reiteró.

José María Llaver, en  tanto,  de los productores autoconvocados del Este, aseveró que “tres veces le escapó al pronóstico de cosecha y distorsionó el mercado”.

“Tuvo una gestión lamentable al frente del INV.  Èl es el gran responsable de la crisis actual que es el peor momento de la historia de la vitivinicultura” detalló

Declaración final.

“Tengo una preocupación tremenda porque la situación es gravísima por lo que impacta en el viñatero. Como toda actividad donde hay tantos jugadores es lógico que a algunos les vaya bien, el problema es que a muchos les va mal” dijo el actual titular del Instituto Nacional de Vitivinicultura.

Sobre  el rol que cumplió el gobierno que se va con los excedentes señaló:  “La crisis financiera de la provincia no le permitió auxiliar con robustez y oportunidad al sector vitivinícola. La falta de un discurso único por parte de todos los actores de la vitivinicultura tampoco le permitió al gobernador Pérez tomar las decisiones en la tranquilidad de que había unanimidad,  un gran consenso respecto de la decisiones. Me parece que  fueron los dos elementos que de alguna manera dificultaron que se pudiera resolver el tema de los excedentes”.

Visitas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s