El voto en blanco se convirtió en la clave de la elección en Mendoza

Con casi el 10% de los sufragios fue ampliamente la tercera opción más elegida por los mendocinos. Por ese motivo, al celebrar la victoria el gobernador Rodolfo Suarez salió a convencer a esos desencantados para que los acompañen en noviembre. El peronismo también los necesita.

Mariano Bustos

MARIANO BUSTOSLUNES, 13 DE SEPTIEMBRE DE 2021 ·

La primera lectura sobre el resultado de las PASO es claro: Cambia Mendoza aplastó al Frente de Todos y dejó en una situación incómoda a la líder del kirchnerismo en Mendoza, Anabel Fernández Sagasti. Pero más allá de esa obviedad, hay varias aristas que deben ser analizadas. Una de ellas es la alta cantidad de mendocinos que votaron en blanco, duplicando los sufragios que obtuvieron el resto de los frentes electorales.

A tal punto llamó la atención que el propio Rodolfo Suarez salió a hablarle a los votantes que decidieron no ingresar ninguna boleta en el sobre. “A los mendocinos que votaron en blanco les vamos a pedir el apoyo en noviembre”, manifestó el líder del Ejecutivo provincial y precandidato a senador nacional suplente.

Es que en Mendoza el porcentaje de voto en blanco casi llega al 10% con más de 96 mil votos. A tal punto que prácticamente duplica los votos que obtuvo el Partido Verde, que fue el tercer partido político más cotado con el 5,7% de los votos. Atrás quedó la Izquierda con el 4,9%, el Partido Federal de Carlos Iannizzotto con el 3,5% y Vamos Mendocinos con el 3,5%.

EL PORCENTAJE DE VOTO EN BLANCO.

Todos esos espacios van a tratar de conquistar a esos 96 mil mendocinos que prefirieron no votar a nadie. A eso se puede sumar otros 32.829 votos nulos que se registraron en Mendoza.

Ahora comienza una nueva carrera de cara a las elecciones generales del 14 de noviembre y la campaña se concentrará en cautivar a los mendocinos desencantados. Ese será el objetivo de los partidos chicos para poder meter legisladores en la Casa de las Leyes pero al mismo tiempo serán la llave del peronismo para “salvar la ropa” y conseguir una derrota decorosa.

Pero el oficialismo mendocino dejó claro que no se conforma con el 43% de los votos y el propio Rodolfo Suarez salió a convencer a esos electores. “Vamos a trabajar para todos aquellos que votaron en blanco -que vendría a ser la tercera fuerza en Mendoza-  se decidan por un voto útil en noviembre. Para que esa bronca se canalice votando positivo, porque desde Mendoza estamos elevando una voz muy fuerte al país”, aseveró.

 El problema que tienen que resolver es encontrar cómo acercarse a una porción de la ciudadanía que se encuentra desencantada con toda la dirigencia política. Es decir, parece difícil que repitiendo las mismas fórmulas de siempre y las campañas políticas vacías puedan conseguir esa misión.

Allí es adonde deberán hacer una suerte de reflexión para entender qué es lo que esos mendocinos dijeron al elegir un sobre vacío por sobre cualquier otra opción.

Al respecto, Suarez deslizó que en realidad gran parte de esos votantes son personas “que la están pasando mal” por las decisiones del gobierno nacional que no le dio respuestas. “Creo que el voto en blanco tiene mucho que ver con eso”, manifestó sin darle lugar a la posibilidad de que ese mismo elector tampoco encuentre en el oficialismo ni en el resto de los partidos un dirigente que los represente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s